De locos: abandonaron U$S 200.000 del torneo para ir jugar baccarat

Hay algunas personas que la plata les sobra: tal fue el caso de tres jugadores chinos que despreciaron sus U$S 200.000 abonados en un torneo para irse a jugar baccarat.
El torneo en cuestión fue el Super High Roller del WPT jugado en Filipinas, que hace días ganó el alemán Fedor Holz llevándose U$S $3.4 millones de primer puesto. Parece que ese enorme dineral no fue lo suficientemente atractivo para mantener a los tres jugadores atados a su silla, que decidieron abandonar sus stacks para no volver: Denny Peng, Shi Jie Cai y Yang Kit Chan, todos high rollers chinos mayores de 50 años.

Hay que aclarar que ninguno de ellos estaba muy bien postrado en términos de ciegas: Chan traía 23 Big Blinds, Peng traía 11 y Cai 9. Aún así, la situación no era fatal y todavía tenían vida; con suficiente espacio para doblarse y buscar el título y mitad de los jugadores aún en carrera.

Los tres jugadores al parecer se dirigieron a los pozos de baccarat, a gastar otros miles de miles mientras las órbitas iban quemando sus ciegas en el Super High Roller. Poco pareció importarles dejar su inversión de U$S 200.000 a la suerte y en carrera por millonarios puestos de cobros.

 

Comments Closed