Perdió en el blackjack, robó un banco, y volvió a jugar

La historia parece sacada de una película de Guy Ritchie: un jugador de blackjack, Kerry Johnson de 52 años, fue acusado de robar un banco tras perder dinero en las mesas de blackjack, y volver para continuar su racha en el Mardi Gras Casino de Virginia Occidental.

Al parecer, Kerry dejó una ficha de U$S 25 en la mesa para conservar su asiento, y luego se dirigió a un banco cercano donde le informó a los cajeros que traía una bomba, llevándose de allí una cantidad no revelada de dinero en efectivo. Luego, volvió a la mesa y continuó jugando como si nada.

Johnson fue arrestado luego en su casa, donde se encontró el botín apilado entre dos almohadones de su sillón. El sujeto admitió ganar $120,000 por año, pero que sufría de una dura adicción al juego.

Kerry podría afrontar 20 años de prisión si es condenado.

 

 

 

Comments Closed