@StonesPoker en Macao – Septiembre 2015 – Parte 1

Pasando el meridiano de la mitad del viaje Macao 2015.
En este mi tercer viaje a Macao (China), tuve que poner a prueba la resistencia de mi coraza, la que fui forjando en todos estos años de tantas horas en las mesas, de pasar momentos adversos, de ver como tantos buenos jugadores se desvanecen ante las crisis. Los golpes en el poker te van dejando cicatrices, que cuando sanan, dejan la piel corrugosa y menos sensible. Si uno sabe usar eso a favor, hace que lo malo no lo sea tanto y que cuando viene la buena uno no se maree y pierda el horizonte. Es la famosa coraza de la que tanto me enorgullezco de tener.
En este viaje tuve que poner a prueba todos esos principios. La primera sesión arranqué 3500 dólares abajo y la segunda trajo otro golpe contundente. Ni me había acomodado en la ciudad y ya estaba más de 5K en negativo. Por suerte pude mantener la cabeza fría, e ir remontándolo de a poco. La primer semana fue de muchas horas de trabajo para levantar esos dos primeros días adversos, en el medio de otra mala sesión y varias pequeñas buenas que sólo servían para acercarme a la orilla. Cuando pasa esto, uno suele ver las cosas como no son, o por lo menos, mucho peor de lo que son.

Las mesas no daban muchas ventajas y tanto viaje parecía no haber valido la pena. Aunque esa fuese la realidad, no servía de nada hacer un balance anticipado, semejante viaje tenía un principio y un fin (1 mes), y lo único que quedaba por hacer era colocar el culo en la silla y sumar horas de juego esperando que apareciesen las oportunidades de facturar. El pensamiento profesional debía ser el de jugar la mayor cantidad de horas, siempre con un juego correcto y tomando la mayor cantidad de buenas decisiones posibles.
Y fue así, que de un día para otro, todo cambió. Fueron 5 días consecutivos de victorias, con algunas de ellas muy contundentes, que me llevaron de un momento para el otro a pasar los 15.000 dólares de ganancia en el viaje, en casi 150 horas de juego. Ahora vamos por la segunda mitad de esta aventura, a tratar de redondear lo que vine a buscar.
Saludos desde Macao y buenas decisiones.

Seguí las aventuras de Marcelo Stones en Pokerlogia! 

Facebook

Twitter

Comments Closed