@Stonespoker: Recorriendo el mundo, de Barcelona a Macao

Sexto viaje a Macao

Una vez más, estoy partiendo para tierras lejanas: Asia, China, particularmente Macao. Al haber ido tantas veces, las 40 horas que separan este destino de Buenos Aires, parecen no ser tantas. Suelo viajar por United, compañía de la cual adquirí el status Gold por sumar tantas millas. Eso me permite tanto en Ezeiza como en cada escala tener la comodidad de los salones VIP, que hacen más llevadero semejante viaje. Tengo dos escalas, Houston y San Francisco, antes de llegar a Hong Kong. Desde allí resta un tramo final de una hora de ferry hasta mi destino, el aislado islote de Macao .
A esta altura pongo el piloto automático y trato de trabajar mi cabeza y cuerpo para que sea lo más llevadero posible. Si bien estas tierras no dan la ventaja que encontré la primera vez, aún es el único lugar en el mundo donde en un gran día de trabajo, uno se puede ir a dormir con ganancias impensadas. Una de mis sesiones históricas, en mi último viaje, me dejó 1500 BBs de ganancia en 36 horas de juego.

Entre mi último viaje largo, que fue a través de Estados Unidos (desde Miami a Las Vegas) y este de Macao, me fui 10 días al European Poker Tour de Barcelona, a jugar exclusivamente mesas de cash. Para los que no tuvieron la oportunidad de ir, les dejo un resumen de lo que me parecieron las mesas de 9 jugadores, que gran parte del tiempo quedan cortas, llegando a seis o siete jugadores. Los dealers, sin ser malos, tienen errores claros: se ve que durante el año, con los habitué, las reglas son flexibles y por la cantidad de gente, se les va de las manos. Esto mismo pasa con los jefes de sala, que dejan mucho que desear en lo organizativo, tanto para armar las mesas como para los cambios de las mismas. Por momentos esta desorganización provoca incomodidad y malestar para el que lo toma profesionalmente.
La cantidad de regulares es superior a lo que imaginé: si bien es cierto que de vez en cuando aparecen grandes ballenas dispuestas a donar una gran cantidad de dinero, se suele ver una singular rodeada por 8 profesionales a la búsqueda de ver quien la atrapa. La mayoría de las mesas tienen barajador automático. Se permite Mississippi Straddle (solo durante el EPT) y Straddle de UTG. El rake cobrado por el casino es del 2,5% con tope de 20 € (2 ciegas) en 5/10 €, y 5% en 5/5 € , con tope de 10 €, reteniendo rake pre-flop aún sin acción. Por momentos corre €10/20 , pero son contadas las horas. También suelen haber dos o tres mesas de Omaha.
No se ven muchos jugadores que den propinas. Las bebidas sin alcohol son gratis, pero el servicio de camareras es pésimo. La comida en la mesa, aparte de ser cara, deja mucho que desear.

Mi viaje duro apenas diez días, ya que fue una decisión de un día para el otro. No jugué tantas horas como tenía pensado porque dicho desorden me desmotivaba. Llegue a estar 4K arriba, y termine casi hecho en 57 horas de juego.

¡Les dejo un abrazo, y buenas decisiones!.

¡Seguí siempre las aventuras de Marcelo Stones en Pokerlogia!

Facebook

Twitter

Comments Closed