WSOP 2014 – @stonespoker – Parte 1

Aerop. Ezeiza – Argentina.- Cada año, por esta época, fines de mayo, comienzo a sentir una sensación distinta.
Mi primera Serie Mundial de Poker quedó muy lejana, allá por el 2009. Fue en ese momento que crucé el umbral de un jugador recreacional, para convertirme en un profesional. Aún recuerdo esa madrugada, después de hacer una sesión victoriosa en el MGM de Las Vegas, en un nivel de ciegas mayor al que solía jugar. Mi retorno a Buenos Aires estaba pautado para unas horas después, luego de haber pasado 10 días en Las Vegas , y conseguir con sólo u$s 3000 juntar los 10.000 dólares de la inscripción al Main Event, quedando eliminado en el día 2, y con solo u$s 800 en mis bolsillos. Ese amanecer me encontraba nuevamente con u$s 3000 de capital, la misma cantidad con la que había llegado, y una decisión por tomar. Resignar el ticket de vuelta y permanecer un par de meses, con mi soledad a cuestas, en una ciudad tan deslumbrante como difícil de llevar, para alguien que sólo tenía un par de frases para comunicarse.
Dos o tres llamados a cobrar a mi círculo íntimo de hermanos de la vida , me ayudo a terminar de decidirme. La frase de uno de ellos todavía retumba en mi cabeza, ” debe ser lo máximo trabajar haciendo lo que a uno le gusta, la vida te esta dando esa oportunidad, no la podes dejar pasar”.
Y ese día , el 14 de julio del 2009, comencé a ser Pro.
Alargué el viaje dos meses más y fui una máquina aceitada de trabajar las mesas cash de u$s 1-2 del Casino Planet Hollywood , redondeando un superávit de mas de 20.000 dólares. Esa fue la prueba de fuego, la que me convenció de que podía vivir dignamente siendo jugador Profesional de Poker.

Este año va a ser mi sexta WSOP consecutiva. Haber logrado ser un jugador regular de la Serie Mundial me llena de orgullo.
Voy a participar en 5 eventos de u$s 1500, uno de u$s  2500, y el que todos quieren jugar, el Main Event de 10.000 dólares de inscripción.
Un viaje así, de dos meses y medio, con un antes y un después en el cash de Miami, merece una preparación especial. Y así lo hice.
Como primera medida, tome un descanso, después de mi larga temporada de verano en el Conrad de Punta del Este, donde jugué casi 900 horas de cash en 4 meses. No toque las mesas durante un mes (abril) y me puse al día con la salud de mi cuerpo, haciendo los estudios y chequeos correspondientes. A eso le sume una dieta súper extricta que me permitió bajar más de 5 kilos en 40 días.
Para el que vive de este juego profesionalmente, sin dudas este es el momento más importante del año. No sólo se juega por el dinero. Es la gloria la que está al alcance de la mano.
Una vez más estaré allí, intentando alcanzarla.

Abrazo y buenas decisiones .

MARCELO STONES  – Twitter   @stonespoker

Seguí el viaje de Marcelo Stones y el seguimiento del Main Event – WSOP 2014 desde nuestras redes sociales.

Facebook

Twitter

Comments Closed